dream planner. Conocí a Mireia, hace unos años, cuando me planteaba lanzarme de nuevo como autónoma. Ella me animó a dar el salto y gracias a ella, tuve mi primera clienta, Martina Ferrer, bajo mi sello. Dos años más tarde, tengo el honor de hacerle fotos a ella y a su equipazo.